Brillantes los gimnastas burgaleses del Club Gimnasia Burgos (CGB) en el Mundial de edades de Trampolín, en el que Adrián Pérez fue octavo del mundo. Tres fueron los gimnastas del Club Gimnasia Burgos que debutaron en el Mundial de edades de Trampolín celebrado en Sofía (Bulgaria).

El primer gimnasta en competir fue el más pequeño, Adrián Pérez de 12 años, que debutó en un mundial de forma ejemplar. Realizó dos pases que clavó y le dieron paso a la final en una excelente tercera posición.

En la final los nervios le jugaron una mala pasada y tuvo un fallo en el primer elemento que le impidió luchar por la medalla y le colocó en una octava posición. Un gran logro para este joven gimnasta, ser finalista y octavo del mundo en su primer mundial.

La segunda gimnasta en competir fue Martina Moradillo en doble-minitramp 13-14, gimnasta de 13 años que también era su primer mundial y realizó dos buenos pases que la hicieron obtener la 15a posición.

Por último, compitió Javier Martínez en doble-minitramp en categoría 15-16 que consiguió el puesto 25 y que con su segundo pase, que fue el octavo mejor de la competición demostró el gran nivel que tiene.

Para todos ellos ha sido una gran experiencia que les hace volver a casa con ganas e ilusión para seguir mirando y conseguir nuevos objetivos.