Un solitario gol de Borja Bastón a los 22 minutos sirvió para derrotar a un Mirandés con la pólvora mojada.

Fotos: LaLigaSmartBank

El Mirandés no pudo remontar en Oviedo, ni en el marcador, que se le puso en contra en la primera parte, ni en la clasificación, en la que sigue en posición de descenso una jornada más.

En el Carlos Tartiere el Mirandés no fue el equipo esperado, muy espeso en ataque y con pocas ideas para sobre ponerse a un gol en el primer tiempo marcado por Borja Bastón, que sirvió para decidir el partido.

El arranque del partido siguió el plan ideado por Álvaro Cervera, con su equipo ordenado y esperando en su campo a un Mirandés que tuvo el control del balón, pero se vio obligado a jugar por fuera, hacia atrás y sin concesiones en forma de faltas cerca del área azul.

El primer aviso lo dio Lucas con un fuerte disparo desde fuera que atajó Alfonso Herrero con una buena estirada, y el segundo ya no iba a ser un aviso, sino un nuevo gol de Borja Bastón: el ariete pescó en el área pequeña un remate previo de Costas que quedó muerto y lo tocó lo justo para mandarlo al fondo de la red.

No fue hasta el último suspiro de la primera mitad cuando el Mirandés generó verdadero peligro, pero la falta ejecutada desde lejos por Gelabert no encontró premio y el buen cabeceo de Barbu en el área se fue fuera, ajustado al palo, pero fuera.

En la segunda mitad el conjunto burgalés se rehizo y volvió a llevar la manija del juego, metiendo el balón siempre en campo contrario, aunque de nuevo los centros de Juanlu desde la derecha y de Salinas en la izquierda, se quedaron sin remates claros.

No así el Oviedo, que aunque defendió ordenado en campo propio, no dejó de buscar el segundo y tuvo dos claras que Bastón no llegó a materializar: el primer remate, a centro de Rama, porque lo atajó Alfonso Herrero en dos tiempos, y el segundo, en una contra hilada por Obeng, porque el guardameta le adivinó la intención al pichichi azul en el mano a mano.

El 1-0 deja a los oviedistas con una ventaja de cuatro puntos sobre el Mirandés y certifica la tercera victoria consecutiva de los de Álvaro Cervera, que desbarataron en última instancia y sin demasiado problema todos los intentos de empatar del conjunto entrenado por Joseba Etxeberria, amonestado en el añadido por protestar.

Un mal resultado para el Mirandés, que deja pasar la oportunidad de haber salido de los puestos de descenso, una situación que tendrá que esperar. Los rojillos se enfrentan al Albacete en la próxima jornada en Anduva.

Ficha técnica
Real Oviedo: Braat; Lucas, Costas, Dani Calvo, Abel Bretones (Borja Sánchez, min 83); Marcelo Flores (Pomares, min 58), Jimmy, Luismi, Hugo Rama; Sergi Enrich (Obeng, min 66) y Borja Bastón.
Mirandés: Alfonso Herrero; Juanlu Sánchez (Parra, min 88), Álex Martín, Raúl Navas, Barbu (Manu García, min 83), Salinas; Prados (Roberto López, min 58), Oriol Rey; Pinchi (Marcos Paulo, min 83), Gelabert; Raúl García.
Goles: 1-0 Borja Bastón (min 22)
Árbitro:Gálvez Rascón, comité madrileño. Amonestó a los locales Dani Calvo (min 65), Luismi (min 76) y a los visitantes Barbu (min 75)
Incidencias: partido correspondiente a la jornada 17 de LaLiga SmartBank disputado en el Estadio Carlos Tartiere, Oviedo