Es difícil mantenerse en los primeros puestos de la competición de Segunda, pero el Burgos lo ha conseguido y está junto al Alavés y Las Palmas, en el tercer puesto de la tabla.

Foto: LaLiga

Hay quien se frota los ojos cuando mira la clasificación de la Liga SmarkBank actualmente y ve al Burgos CF encaramado en los primeros puestos, tercero en la tabla. Un Burgos que ha logrado su mejor comienzo de temporada de la historia en esta categoría, con 9 jornadas consecutivas sin encajar ningún gol. Una situación que le ha dado al equipo blanquinegro mucha confianza, pero que no es lo más importante, porque los records tarde temprano se acaban y hay que saber continuar en la buena línea sin esa motivación.

El Mirandés, aunque perdió en El Plantío, acabó con el record de imbatibilidad del Burgos. A partir de ahora se terminó contar los minutos que lleva Caro y el Burgos sin encajar. Llega el momento post record, para el que hay que estar preparado, porque lo verdaderamente importante es lo que han supuesto estas 9 jornadas sin encajar ni un solo gol, la notoriedad que ha dado al club y el prestigio que ha hecho ganar a toda la plantilla de jugadores.

Y el punto de partida para este nuevo tiempo del Burgos CF sin record es el tercer puesto que ocupa e la clasificación, que debe ser ahora la motivación y el principal estímulo para mantenerse arriba el mayor tiempo posible.

El técnico, Julián Calero, lleva varias semanas a la realidad sobre la “fiesta” en la que se ha colado el Burgos y de la que probablemente “será expulsado por la seguridad en un momento dado”, pero ahora toca “disfrutarlo tanto el equipo como la afición”. Las palabras de Calero son realistas, pero también es verdad que nos hemos acostumbrado a lo bueno, a no encajar goles, a sumar puntos en cada partido, a tener la mejor defensa de la competición y a poder ganar a cualquier rival.

En nuestro programa Tiempo Extra, que emitimos en el Canal Youtube de Burgosdepprte todos los martes, hay personas muy entendidas en el fútbol que nos han invitado a soñar. Hace poco, el exguardameta Saizar, apuntaba que el Burgos debe mirar hacia arriba y no estar siempre pensando en los puestos de abajo. También quien fue entrenador del Burgos CF, Félix Arnáiz Lucas, considera que pese a las carencias que pueda presentar el equipo, se puede soñar con estar entre los mejores, porque en estos momentos el Burgos tiene muchas ventajas sobre otros equipos: carece de presión para jugar como sabe, cosa que no sucede con otros equipos favoritos, y además tiene jugadores que han demostrado su calidad y que tienen ganas de hacer algo grande.

Está claro que el objetivo siguen siendo esos 50 puntos que garantizan la permanencia y después, lo que venga, pero por primera vez en muchos años, tanto el equipo como la afición pueden levantar los ojos para ver la clasificación y sentirse felices y con ganas de que no se rompa este buen momento.

No siempre se consigue un comienzo de temporada así, no es fácil a estas alturas alcanzar los 21 puntos, y todo eso debe servir de partida para apurar el sueño lo más posible. Porque el fútbol nos ha enseñado, que no todo es el dinero con el que se confeccionan las plantillas, sino la calidad humana, las ganas y el deseo de jugadores y afición, para hacer realidad lo que ahora parece un sueño.

Y está claro, el Burgos se ha colado en una fiesta para la que, en principio no estaba invitado, pero va ser muy difícil echarle fuera. Cada semana concluimos nuestro programa Tiempo Extra con una canción y esta semana no podía ser otra: