Más de una hora y media tardó en formarse la escapada de la jornada, con Jetse Bol presente en un primer intento y José Manuel Díaz Gallego que protagonizó la fuga buena. Su esfuerzo tuvo recompensa del premio de la combatividad.

José Manuel Díaz Gallego, durante la novena etapa de La Vuelta. Foto: Sprint Cycling.

Una fuga de quilates, que volvió a llegar a meta para jugarse la victoria, y donde el Burgos BH supo pelear para filtrarse y tener opciones. Fue José Manuel Díaz Gallego el encargado de pelear por un buen resultado. Lograron más de 5 minutos, aunque las rampas de Praeres de Nava fueron demasiado para el andaluz.

Dani Navarro mostró su buen pedaleo y finalizó muy cerca de los favoritos, en el top-30 de la etapa. El buen trabajo grupal permite mantenerse en el top-15 de la clasificación por equipos.

José Manuel Díaz Gallego manifestaba que: “He tenido que sufrir para poder contactar con la escapada. Hemos tenido a un Dani Navarro muy atento que nos ha permitido guardar y después lo he conseguido yo. Ha tardado mucho en hacerse y eso lo hemos notado después, en la parte final, donde las fuerzas han flaqueado”.

La caravana de La Vuelta se dirige ahora a Alicante para afrontar su primer día de descanso, antes de la contrarreloj del martes que abrirá la segunda semana de competición.