Un gol de Oscar González decidió el partido en el que la Arandina, pese a la derrota, ofreció buena imagen.

Formación del Burgos CF Promesas en El Montecillo.- Foto: Burgos Promesas.

El derbi amistoso de pretemporada entre la Arandina y el Burgos CF Promesas fue favorable al equipo de la capital que se impuso por un gol a cero anotado por Oscar González en el primer tiempo: Pese a todo el equipo local, que entrena Carlos Aguilera, ofreció una buena imagen, muy mejorada respecto a partidos anteriores.

Era un derbi desigual en categorías, ya que el Promesas milita en la 2RFEF y la Arandina en la 3RFEF, pero fue un partido interesante, con intensidad y oportunidades para los dos equipos.

Era el cuarto partido amistoso de la Arandina y en el ambiente flotaba el deseo de lavar la imagen de la última derrota en casa ante La Calzada. El equipo ribereño puso toda la ilusión y las ganas en los primeros compases, ante un ordenado Burgos Promesas que esperaba su momento al contragolpe.

Pedro Dango tuvo la primera ocasión para el equipo de la capital, pero la Arandina respondió con sus mejores minutos de juego que se plasmaron en claras oportunidades para Haji, Ayoub y Bajo, que no encontraron la red, pero dejaban claro que la Srandina estaba más cerca del gol que el Burgos Promesas.

Sin embargo, el equipo de Carlos Aguilera iba a encontrar puerta en el mejor momento de juego de la Arandina y cuando más duele encajar. Fue en uno de los pocos errores defensivos del equipo blanquiazul que aprovechaba muy bien Oscar González, para llevar el balón al fondo de las mallas y lograr el único gol del partido, que daría la victoria al Burgos Promesas.

En la segunda parte el partido siguió el mismo esquema de juego, con dominio local en busca de la igualad ay oportunidades para y oportunidades de Manu Calvo y por dos veces de Jaime Márquez, que pudieron lograr el gol del empate, pero sin éxito, mientras el Burgos Promesas al contragolpe seguía poniendo peligro por medio de Iván Niño y Oscar González, que también pudieron ampliar la ventaja del conjunto de la capital.

En definitiva, un partido entretenido, con victoria del Burgos Promesas y buena imagen del equipo local de la Arandina. Un partido también con muchos cambios, que seguro sirvió de buena prueba para ambos entrenadores. De eso se trataba.