El palista del Universidad de Burgos – TPF, Daniel Berzosa, ha finalizado su primera participación en un Campeonato de Europa Absoluto. A sus 16 años, ha demostrado el por qué está considerado una de las promesas del tenis de mesa español, realizando un extraordinario juego sobre la mesa.

A nivel individual, Daniel, ha competido en el grupo 3, previo a las fases preeliminares y cuadro final. En su primer choque, un hueso duro de roer, el campeón belga, Cedric Nutynck (30 años), jugador experimentado de Pro A francesa, máxima categoría del país vecino, que no concedió muchas opciones al español, que cayó por 3/0, pero ya fue desarrollando un buen tenis de mesa, sobre todo en el segundo set, donde tuvo posibilidades de hacerse con la manga (11/9).

Ante el otro rival del grupo, el número 1 de Dinamarca, Tobías Rasmussen, muy buen partido del burgalés, que estuvo condicionado por una más que discutida actuación del colegiado alemán, que señaló tres faltas de servicio en el primer set del partido a Daniel, que cayó por 11/8, y dejó ciertamente contrariado al joven burgalés.

Tras este primer set, Daniel intentó volver al encuentro, pero quizás aquí se notó la juventud, y aunque se puso 2/1 en el parcial, el partido se hizo muy largo, y terminó cediendo en cuatro sets, con lo que quedaba eliminado en esta prueba individual.

En la modalidad de dobles, sorpresa con mayúsculas en juego y buenos resultados. Haciendo pareja con su compañero y amigo, el rumano Iulian Chirita, también de la misma edad, y con quien fuera subcampeón del mundo cadete por equipos, allá por 2018 en Polonia, Daniel disfrutó del juego y desplegó un juego repleto de buena técnica y soltura. El ranking de ambos jugadores, les permitió un bye en primera ronda preeliminar.

En la segunda, y previa al cuadro final, se antojaba un partido complicadísimo, ante los campeones de Ucrania, Pryschepa y Grebeniuk, pero los jóvenes Berzosa y Chirita, fueron capaces de la heroica y vencieron por 3/1, colándose de esa forma en el cuadro de 32.

En la tarde del martes les esperaba la pareja de dobles vigente campeón de Europa, los austriacos Gardos y Habensson, y sin duda, uno de los candidatos al título de este año. Los jóvenes palistas de 16 años, asombraron al Pabellón Rudi Selmayer de Munich, pues pusieron contra las cuerdas a los campeones, y más cuando se adelantaron 2/1 en el marcador. Los centroeuropeos tuvieron que tirar de veteranía, y pusieron la igualdad con un buen cuarto set.

Todo quedaba para el quinto y definitivo, la sorpresa estaba cerca. En el último, los austriacos siempre fueron por delante en el marcador, con 8/6 a su favor, Chirita falló una derecha clara y a continuación, Daniel, un resto. De esta forma, se desvanecía ese bonito sueño, que en Munich no ha podido ser posible.