El jugador del Hereda San Pablo pide perdón a los aficionados por la mala temporada

Xavi Rabaseda tras el partido del descenso.- Foto: Jarcha/Burgosdeporte

Con el rostro descompuesto, la mirada perdida y muy tocado anímicamente, el jugador del San Pablo Burgos, Xavi Rabaseda, intentaba digerir el mal trago del descenso de categoría, tras perder el conjunto burgalés su partido frente al Fuenlabrada.

«Lo primero que quiero es pedir perdón, decir lo siento a toda la afición, a toda la gente de Burgos, porque no hemos estado a la altura durante todo el año». Afirmaba Rabaseda quien sobre el partido añadió: «No hemos comenzado bien, no nos hemos sentido cómodos, ni hemos manejado el balón, hemos estado muy mal, como en otros partidos y no hemos merecido salvarnos»

Xavi Rabaseda reconocía que la temporada ha sido un cúmulo de fracasos desde el principio: «Nos ha faltado química entre nosotros desde el día 1, nos hemos tenido feeling entre nosotros, ni con los entrenadores, todos los cambios que ha habido durante la temporada han impedido que hayamos sido una piña y no hemos encontrado una forma de jugar cómodos en ningún partido, incluso ganando las sensaciones no eran buenas, toda la culpa ha sido nuestra»