Buena primera toma de contacto para los burgaleses ante Basket León, en un partido que se decidió en los instantes finales.

Foto: Tizona UBU

El partido comenzó con un Tizona muy activo que se adelantaba en el marcador con las canastas de Bortolussi, DeBerry y el triple de Peter Stümer que hacían el 11-4 en los dos primeros minutos de juego. Por su parte, el conjunto leonés encontró un filón para plantar cara a los locales desde el exterior, aprovechando las rotaciones de los de Francis Tomé y consiguiendo llegar al final del primer cuarto con la ventaja máxima hasta el momento de 21 a 27.

Después de conseguir el Basket León la máxima ventaja del partido en el arranque del segundo cuarto (23-31), el equipo azulón reaccionaba de nuevo para conseguir dar la vuelta al marcador con la aportación de Tote con cinco puntos consecutivos, Corey DeBerry y Pa Mor Diene con cuatro puntos y un tiro adicional transformado por Dídac Cuevas que igualaban el partido a falta de 3:22 para el descanso (35-35). Con la dinámica adquirida, el Tizona Universidad de Burgos conseguía adelantarse en el marcador por medio de “Papi” (Pa Mor Diene), aumentando la renta al ecuador del partido con los puntos de Garmine Kande y Pedro García.

El tercer cuarto quedó marcado por la igualdad. Alex Bortolussi con un triple y Dídac Cuevas con un buen tiro devolvían una renta de seis puntos para los locales (50-44) en el arranque del cuarto. Ambos equipos comenzaron a tomarse el partido, a priori de entrenamiento, muy en serio. El desgaste y la intensidad se mantuvo durante los cuarenta minutos de juego, dejando un partido bonito para el espectador. Corey adquirió protagonismo en la primera mitad del cuarto con seis puntos consecutivos y una parcela bajo el aro para devolver la máxima del partido para los burgaleses (56-49) ante un rival de inferior categoría pero que se exprimía a fondo para evitar la relajación de los de Francis Tomé.

Cualquier error o falta de acierto hacía que los leoneses volvieran a apretar el marcador. A falta de 1:19 para finalizar el cuarto, el Basket León igualaba de nuevo la contienda (64-64), obligando de nuevo al Tizona a reaccionar para mantenerse por delante en el marcador. Kande y Papi conseguían mantener la ventaja mínima en el marcador a falta de diez minutos para el final (66-65).

La remontada realizada por los visitantes en el tercer cuarto les cargó de moral. Los azulones se atascaron en ataque, permitiendo al rival dar la vuelta al marcador en unos primeros cinco minutos del cuarto con poca anotación (69-74). Evariste Shonganya, que se encuentra realizando la pretemporada con el equipo burgalés, anotaba dos puntos y apuntarse una buena actuación en la vuelta a la competición. Luis Ferrando culminando una jugada y robando un balón en el centro del campo, devolvía la ventaja a los locales a falta de 4.38 para el final (75-74).

Cómo si un título hubiera en juego, tanto Tizona como Basket León continuaron dando el todo en busca de la victoria. Peter Stümer desde el exterior y una canasta de dos puntos, aumentaba la renta hasta el 80-76. Sin embargo, los visitantes no se amedrentaron pese al poco tiempo de juego y a falta de dos minutos para el final, un triple de A. González daba la vuelta al marcador para imponer de nuevo emoción en el choque (80-81).

Tomé volvía a introducir en pista a Pa Mor Diene, que se convertiría en el anotador clave para dejar la victoria en El Plantío con dos jugadas clave que decantaron el encuentro. Tras anotar bajo el aro, entre una nube de jugadores, realizaba un espectacular “gorro” al atacante leonés para forzar la falta siguiente para hacer el 84-81.

La afición congregada se volcó con los suyos y Alex Bortolussi sentenciaba a falta de un minuto con un gran triple que maquillaba el marcador antes de un recital de tiempos muertos en busca de la tecla de ambos entrenadores para llevarse la victoria.

Una primera toma de contacto para este nuevo Tizona Universidad de Burgos ante un rival que demostró desde el primer instante ser de superior categoría, imprimiendo un partido muy físico que obligó a los pupilos de Francis Tomé a entregarse durante los cuarenta minutos para llevarse la victoria, dejando detalles y muy buenas sensaciones.

A falta de confirmación de nuevos partidos de preparación, la Copa de LEB Plata de Castilla y León se mantiene en el horizonte el próximo día 24 de septiembre en Zamora.