El joven base Dídac Cuevas se convierte en la primera incorporación del Tizona Universidad de Burgos para la próxima temporada.

Con 21 años, posee un palmarés para envidiar con un oro y dos platas con la Selección Española en sus categorías inferiores y llega a Burgos procedente del filial del FC Barcelona.

Dídac ha crecido como jugador en las categorías base del Joventud de Badalona hasta
2018 cuando llegó cedido al Clavijo de Logroño para competir en LEB Plata. A mitad de
temporada, abandonó La Rioja con rumbo al Prat donde acabó la campaña.

En 2019 debutó en LEB Oro con apenas 20 años con el Melilla Baloncesto donde disputó
una media de 14 minutos por partido y donde promedió cinco puntos en 23 encuentros.
La pasada temporada volvió a la LEB Plata para seguir creciendo como jugador en el filial
del FC Barcelona Lassa donde disputó una media de diecinueve minutos por encuentro,
7 puntos y 4 asistencias en los treinta y tres partidos que jugó.

Cuevas se caracteriza por ser un base diferente, creativo, revolucionario y que marca las
diferencias por su velocidad y su intensidad, siendo capaz de cambiar por completo los
ritmos de los partidos.

Pese a su juventud, siempre ha sido un referente en sus equipos, desde las categorías
inferiores de la Penya como en los torneos europeos con la Selección Española.
El base llega a Burgos con la intención de “crecer en muchos aspectos y subir para arriba
con el club”.

Dídac se muestra “muy contento de sumarme a este proyecto para crecer”.