José Antonio Rojo, miembro de la directiva de la Asociación de Pequeños Accionistas del Burgos CF, valora la situación del club y confía en un entendimiento entre los empresarios de Burgos y la familia Caselli, ya que de lo contrario todos pierden.

En la Asociación de Pequeños Accionistas del Burgos, que representa un 5 por ciento del accionariado total, viven estos momentos “con mucha incertidumbre y tensa espera”, según ha manifestado a Burgosdeporte, José Antonio Rojo, miembro de la directiva de la Asociación.

OBLIGADOS A ENTENDERSE

Según Rojo: “Esta claro que existe un interés general porque el Burgos compita en la Segunda División, pero la familia Caselli quiere presionar para salir beneficiados, un club en Segunda División como el Burgos es muy atractivo, tiene un valor económico elevado, y unos y otros, los empresarios burgaleses y los Caselli están obligados a entenderse, porque de no ser así todos pierden y no creo que estén dispuestos a ello”.

La última reunión que mantuvieron con la familia Caselli fue en noviembre, antes de la Junta General de Accionistas. En marzo solicitaron formalmente una reunión y hubo buenas palabras, pero la reunión sigue pendiente.

Rojo asegura que con los empresarios de Burgos “existe una buena relación, ellos siempre han estado dispuestos a mantenernos informados y dentro de que somos una minoría en el accionariado y así lo comprendemos, siempre nos han atendido bien”.

SIN CREDIBILIDAD NI ESTABILIDAD

José Antonio Rojo es tajante a la hora de valorar la gestión de la familia Caselli en Burgos: “Ha sido un desastre, ya en la primera temporada en Segunda B generaron un deficit de más de tres millones de euros, eso es insostenible y así lo dijimos, ahora la deuda es mucho mayor, porque no han sabido gestionar el club, al margen del éxito deportivo, de la ilusión que trajeron cuando vinieron, que hay que reconocerlo, su gestión económica es insostenible, con constantes impagos a jugadores, trabajadores del club, proveedores, es una imagen lamentable”.

jose antonio rojo pequeños accionistas

Este miembro de la directiva de Pequeños Accionistas del Burgos destaca que “Los Caselli han perdido toda credibilidad y no aportan ninguna confianza de futuro en el Burgos, aunque ahora trajeran dinero, no sería una solución para dar estabilidad a un proyecto deportivo, que es lo que el Burgos necesita”.

DIALOGO Y SOLUCIONES RÁPIDAS

En estos momentos, según Rojo, toda solución pasa por “un diálogo rápido entre las partes y un acuerdo que permita salvar esta situación de incertidumbre, porque el tiempo es corto, las soluciones deben llegar esta misma semana o tendremos un problema muy grande, es necesario pagar las deudas a los jugadores, que han hecho bien en denunciar, porque deben defender sus derechos y así conocemos mejor como se encuentra la entidad, y también hay que hacer una gestión rápida de la plantilla para la próxima temporada, porque todos los clubes están trabajando ya en ello”.

EL EJEMPLO DEL MIRANDÉS

En su opinión, un buen ejemplo de gestión en Segunda División es el Mirandés, “ellos han sabido perfectamente hacer un buen equipo competitivo con un presupuesto ajustado, non gastando más de lo que ingresan y con una buena política de jugadores cedidos, que les está dando un gran resultado”.