Los burgaleses superan a Igokea y certifican su clasificación para la Final Eight del próximo mes de mayo.

Xabi Rabaseda encuentra espacio a canasta .- Foto: Jarcha/Burgosdeporte

Hereda San Pablo Burgos sigue adelante en su sueño de revalidar el triunfo europeo. Hoy superó con solvencia al cuadro de Igokea y certificó su clasificación para Final Eight del próximo mes de Mayo. Desde el primer cuarto fueron superiores los burgaleses, donde pusieron los cimientos de un triunfo con una distancia casi insalvable para un cuadro bosnio que basó su principal acierto desde el juego exterior, pues durante los primeros diez minutos fueron incapaces de anotar de dos puntos. A partir de ahí, supieron dosificar los de Peñarroya, que llegaron hasta los 21 puntos de ventaja, pero donde solo llegaron a bajar de los 12 puntos obtenidos en el inicio del segundo cuarto. Buen partido de los burgaleses, que no vieron peligrar en ningún momento el triunfo, y donde el mejor fue Renfroe con 10 puntos, 8 asistencias y 24 de valoración, mientras que los máximos anotadores fueron Benite y Kravic con 19 y 16 puntos respectivamente. Por parte de Igokea los mejores fueron Clemmons y Gray, con 19 y puntos cada uno.

McFadden lanza a canasta con dificultad .- Foto: Jarcha/Burgosdeporte

Salieron con ritmo los burgaleses que, liderados por Benite y Rabaseda con puntos 5 cada uno, se despegaban en el marcador en apenas tres minutos (12-3). Buscaba la reacción en su suyos Bajic, pero se encontraba con un Rivero dominador absoluto en la pintura y con el acierto de McFadden para aumentar la ventaja hasta los 15 puntos (21-6). Seguían con una marcha más en pista los de Peñarroya, que llegaban a estar 17 puntos arriba (29-12), mientras que el cuadro bosnio solamente se mantenía en el encuentro gracias al acierto en el juego exterior, para cerrar el primer cuarto con 12 puntos de renta para los locales (29-17).

En el segundo parcial, Jovanovic y Talic daban a Igokea aire desde el juego interior, pero tenían su réplica en el acierto de Kravic y Horton para mantener constante la renta, hasta que un nuevo arreón local, con un parcial de 5-0, dejaba la ventaja en 18 puntos al llegar al ecuador del cuarto (40-22). La nota negativa en los locales la mostraban en el juego exterior, desde donde erraban sus siete intentos, aunque la fortaleza defensiva y poco acierto de Igokea permitía a los de Peñarroya incluso llegar hasta los 20 puntos de ventaja (46-26), que se quedaban en 17 puntos al final del cuarto tras un triple de Talic sobre la bocina (46-29).

Algunos miembros de la plantilla presenciaron el partido .- Foto: Jarcha/Burgosdeporte

El inicio del tercer cuarto se convertía en un intercambio anotador entre ambos equipos, donde Clemmons seguía siendo el mejor en los bosnios mientras que Benite y Kravic eran los destacados en un cuadro burgalés que veía como la ventaja no decrecía (54-38). Tras un triple del brasileño (57-38) ambos equipos sumaban errores en ataque durante dos minutos en los que no se movía el marcador hasta un triple de Talic (57-41). La salida a pista de Salash daba un revulsivo en ataque a los burgaleses, que cerraban el cuarto con 18 puntos de ventaja a pesar de los 7 puntos anotados desde el tiro libre por Igokea (66-48).

Salash seguía enchufado en el arranque del último cuarto, permitiendo a los suyos llevar la ventaja hasta los 21 puntos (72-51), si bien el acierto de tres de los visitantes les permitía encadenar un parcial de 0-7 para recortar la desventaja (72-58). Volvían a poner un punto más de intensidad los de Peñarroya, que volvían a aumentar la ventaja (78-60), aunque con la nota negativa de la eliminación de Benite por faltas con tres minutos todavía por disputar. No lo acusaban sus compañeros, pues veían como el conjunto bosnio apenas inquietaba en ataque desde la línea de 6,75 y cerraban el encuentro con una ventaja de doce puntos y certificaba su clasificación para la Final Eight (83-71).

Tras este triunfo, solo queda dilucidar el primer puesto del grupo, que saldrá del ganador del encuentro que disputarán los burgaleses la próxima semana ante Lenovo Tenerife.

Vitor Benite encuentra línea de pase .- Foto: Jarcha/Burgosdeporte

FICHA TÉCNICA

83 – Hereda San Pablo Burgos: K. Queeley (0), D. Kravic (16), M. Salash (8), V. Benite (19), A. Barrera (3), A. Infante (0), T. Mc Fadden (7), J. Rivero (8), J. Sakho (0), X. Rabaseda (5), K. Horton (7) y A. Renfroe (10). Entrenador: Joan Peñarroya.

71 – Igokea: A. Clemmons (19), E. Atic (5), N. Jovanovic (9), S. Gray (15), S. Simanic (-), M. Josilo (0), D. Talic (12), D. Ilic (4), S. Pot (5), J. Carmichael (2), S. Fundic (0) y K. Kondic (-). Entrenador: Dragan Bajic.

Parciales: 29-17 / 17-12 / 20-19 / 17-23.

Árbitros: Eddie Viator (Francia), Lorenzo Baldini (Italia) y Martin Horozov (Bulgaria).