Derrota que dificulta las opciones de los burgaleses por una plaza en el play-off de ascenso.

La Arandina luchó por el empate hasta el final .- Foto:Ángel Arcalle

Derrota de la Arandina en tierras sorianas frente al Numancia B, en un partido donde los ribereños no estuvieron en su mejor nivel ante uno de los rivales directos por el playoff de ascenso. El conjunto blanquiazul mostró síntomas de debilidad y encajó el primer tanto transcurridos los primeros quince minutos, obra de Pablo. Sin embargo, el equipo supo reaccionar y puso de nuevo las tablas tan solo dos minutos después gracias a una gran jugada de Peli. Posteriormente, al borde de llegar al descanso, el jugador numantino Alí adelantaba por segunda vez a su equipo, estableciendo el 2-1 final y el tropiezo de una Arandina que pierde el tercer puesto y que por tanto no depende de ella misma para lograr una plaza por el play-off de ascenso.

El comienzo del partido fue muy intenso, propio de dos bandos que se estaban jugando un partido clave en la lucha por sus aspiraciones al ascenso. No obstante, el filial numantino llegaba con más claridad al área rival, aunque sin poner en excesivos apuros a la zaga burgalesa.

El primero en golpear fue el cuadro local por mediación de Pablo, cuyo disparo a portería no fue capaz de retener el guardameta arandino Álvaro. Parecía que el conjunto ribereño bajaría los brazos, pero no fue así, ya que apenas en la siguiente jugada ofensiva, el mediocentro burgalés Peli pondría las tablas en el encuentro.

Ambos equipos disputan un balón dividido en el centro del campo .- Foto: Ángel Arcalle

Tras nivelar la contienda, el encuentro volvió a igualarse en juego y ocasiones. Ninguno de los dos conjuntos quería dejar espacios en defensa, por lo que el partido pasó a ser una constante de largas posesiones de uno y otro equipo.

Hubo momento para la polémica cuando el entrenador de la Arandina, Alex Izquierdo, era expulsado por el colegiado por sus maneras de protestar una jugada a favor de su equipo.

Cualquiera de los dos bandos podía marcar, y cuando parecía que el choque se iría al intermedio en tablas, el delantero numantino Alí recogía un balón muerto a la salida de un córner para volver a situar en ventaja a su equipo. 2-1 al descanso.

En la segunda mitad, los ribereños salieron más intensos en busca de una igualada que nunca se produjo. Entraron nuevos jugadores desde el banquillo, como Barbero o Diego Santín, con el objetivo de sumar más hombres al ataque y llegar con más claridad al área soriana, pero no surgió efecto.

Minutos finales con una Arandina volcada al ataque .- Foto: Ángel Arcalle

En los minutos finales, con un Numancia B cerrado atrás para conservar el resultado, los burgaleses lo intentaron a la desesperada mediante balones largos y centros al área que fueron repelidos por la zaga local.

Finalmente, la Arandina cosecha una nueva derrota y continúa con su mala dinámica de resultados, sumando tres puntos de quince posibles en un tramo final de liga donde cada partido cobra si cabe más importancia. Tras los resultados del resto de equipos en esta jornada, el conjunto blanquiazul cae a la cuarta posición y deja de depender de ella misma para lograr una plaza en los tres primeros puestos, que dan acceso al play-off de ascenso.     

El próximo partido de los ribereños será en casa frente al Real Burgos, el domingo a las 17.00 h en el Estadio Municipal El Montecillo. Derbi provincial donde ambos equipos se juegan mucho de cara sus objetivos cuando restan dos jornadas por disputar.

FICHA TÉCNICA

Numancia B: Verea, Sergio, Cámara, De Frutos, Gil, Ali (Ebrahima, min.78), Sanz, Dani (Vázquez, min.89), Mario (Beñat, min.71), Pablo y Mario Álvarez.

Arandina: Álvaro, Rovira, Jorge, Munguía (Barbero, min.87), Peli, Sagüés, Ardhe, Gutiérrez, Alonso (González, min.76), Samuel (Junyent, min.46) y Díez (Santín, min.67).

Goles: 1-0 Pablo (min.16); 1-1 Peli (min.18); 2-1 Alí (min.39).

Árbitro: Rivera García. Amonestó con tarjeta amarilla al local Beñat y a los visitantes Serrano, Gutiérrez, Jorge, Alonso, Pérez, Ignacio y Santín.