Roberto González, delegado en Burgos de la Federación de Fútbol.- Foto: Burgosdeporte

El fútbol base espera su oportunidad, que puede llegar, si todo marcha según las previsiones, entre el 21 y el 28 de febrero. Ahora han comenzado los entrenamientos din contacto y para el 26 de enero, si la pandemia lo permite, los entrenamientos podrán ser con contacto. En cualquier caso, siempre pendientes de la evolución de la pandemia y de las posibles restricciones que puedan dictarse desde las autoridades sanitarias.

PLANTEAMIENTO REGIONAL

Para conocer de cerca como van los preparativos del reinicio de la competición del fútbol base, en Burgosdeporte hemos pulsado la opinión del delegado en Burgos de la Federación de Fútbol, Roberto González, que considera muy importante “que el fútbol base regrese a la competición y supere el frenazo que ha supuesto para todos la pandemia”. Respecto a la posibilidad de que existieran diferencias, según la incidencia de coronavirus en las distintas provincias, Roberto González lo considera poco probable: “El planteamiento es de que el fútbol es en Castilla y León, todo por igual, y para todas las categorías, siempre que sea posible”.

González confía en que los plazos se cumplan y si no hay cambio en las restricciones poder comenzar las competiciones a finales de febrero: “Desde todas las delegaciones lo que estamos haciendo es trabajar para que se pueda retomar la actividad del fútbol base conforme tenemos planificado, y que si eso no sucede, no sea por falta de previsión por nuestra parte, nosotros estaremos preparados para que si la Junta y el Ayuntamiento nos dicen que es posible y que adelante, todo se ponga en práctica según lo previsto, pero si nos dicen mañana que hay que confinarse, entonces todos los papeles y en lo que hemos estado trabajando, lo meteremos en un cajón hasta cuando sea posible volverlos a sacar”.

PROTOCOLOS RIGUROSOS

Los protocolos para llevar a cabo, tanto los entrenamientos como los partidos, son estrictos para evitar contagios, según confirma el delegado: “Desde el protocolo general, hasta el de los propios clubes y en las instalaciones tenemos también un protocolo específico marcado por el Ayuntamiento”

Roberto González comprende y comparte la preocupación de los padres y confía plenamente en ellos: “No tenemos ningún consejo especial para los padres, ellos son conscientes como nosotros de la situación y seremos los primeros en cumplir con las normativas de seguridad sanitaria, guardar las distancias y demás, todos sabemos de la gravedad del momento para cumplir nuestras obligaciones”.

OBJETIVO: QUE EL FÚTBOL BASE SUPERE ESTE MOMENTO

El objetivo desde la Federación y desde los clubes es el mismo: “Queremos conseguir que la actividad futbolística siga desarrollándose por los más jóvenes, aunque sea en un periodo más corto y en las circunstancias actuales, porque sabemos que es bueno para su educación”.

En cuanto a la participación de equipos, desde la Federación consideran que no habrá grandes variaciones respecto a las inscripciones que ya se hicieron en el mes de junio, pese a la crisis que ha supuesto la pandemia: “Pensamos que no habrá desaparición ni cierre de clubes, quizá algunos recortes en cuanto al numero de jugadores y de equipos, pero respetaremos lo que tengan decidido y nos adaptaremos, ahora hemos abierto un palzo para que los clubes confirmen su inscripción, y nos comuniquen si hay algún cambio”.