Tras cuatro victorias consecutivas, el club burgalés logra las semifinales de la Copa del Rey por primera vez en su historia.

Momento de uno de los ensayos del UBU Bajo Cero.-Foto: Jarcha/Burgosdeporte

El Aparejadores UBU Bajo Cero ha inscrito una página de oro más en su historia, además en el año de su Centenario, con una victoria ante la Santboiana, que le supone la clasificación para las semifinales de la Copa del Rey.

El conjunto burgalés ha sumado su cuarta victoria consecutiva en la competición liguera, con un marcador contundente, ante un equipo con oficio como la Santboiana, lo que certifica su participación en la Copa y pone de manifiesto el tremendo potencial de este equipo, que no comenzó del todo bien el campeonato, pero que ha ido a más a medidfa que avanzaban las jornadas, para convertirse en uno de los equipos más competitivos de la División de Honor española.

En el partido disputado en San Amaro, los jugadores del UBU Bajo Cero, tuvieron desde el principio la iniciativa y entendieron que debían aprovechar la oportunidad de hacer historia con su equipo.

La iniciativa fue del UBU Bajo Cero desde el principio.- Foto: Jarcha/Burgosdeporte

Un golpe de castigo transformado por Weersma y un ensayo de Rubén Sanz que transformó el holandés pusieron los primeros puntos a favor del UBU Bajo Cero. El conjunto catalán reaccionaba con un golpe de castigo transformado por Millán aunque pronto de nuevo el equipo de Burgos con Weersma como protagonista ponía el 15-3 en el marcador.

El primer ensayo de la Santboiana, logrado por Afa Tauli, no bajo los ánimos de los locales que antes del descanso volvían a anotar por medio de Facundo López, parab poner el marcador en 20-10.

Los jugadores del UBU Bajo Cero fueron imparables.- Foto: Jarcha/Burgosdeporte

Y en la segunda mitad, el UBU Bajo Cero tenía claro su objetivo de que este partido no podía escaparse porque estaba encarrilado. Un ensayo de Albareda ampliaba la ventaja del conjunto de Burgos. Todo parecía controlado con un claro 27-10 en el marcador, aunque el equipo catalán no bajó los brazos en ningún momento y recortaba distancias por medio de Rama Robledo que transformaba Millán.

El público disfrutó en las gradas.- Foto: Jarcha/Burgosdeporte

Pero el UBU Bajo Cero no estaba para sorpresas de última hora y Marc Sánchez marcaba de nuevo distancias y , pese a que Vicente volvía a anotar para la Santboinana, la suerte estaba echada, quedaba poco tiempo y un ensayo final de Beltramino, ponía el broche de oro a un partido que quedará para la historia. 39-22 y a semifinales de la Copa del rey.

Los jugadores expresaban su alegría al final del partido, con el público que pudo vivir este momento disfrutando en San Amaro y aplaudiendo a su equipo. El rugby burgalés vuelve a dar alegrías y a demostrar su fortaleza.