Átomo marcó el gol de la victoria en la segunda parte ante un rival que dispuso de claras ocasiones.

David Sanz, Átomo, marcó el gol de la victoria.- Foto: Jarcha/Burgosdeporte

Importante victoria del Bupolsa Seat Arlanzón Motor, muy necesaria, aunque el equipo burgalés necesitará seguir en esta línea para subir puestos en la clasificación, ya que sigue como colista del grupo.

Ante Diocesanos el equipo de Jairo de la Riva jugó un partido de casta y genio, con un gran desgaste de todos los jugadores para lograr la victoria, que no fu fácil, ya que el partido tuvo alternativas y los dos equipos dispusieron de oportunidades para hacer gol.

A los 3 minutos avisaba Diocesanos con su primera ocasión que salvó el guardameta burgalés, Sergio. Poco a poco el conjunto burgalés fue controlando el partido y jugó sus mejores minutos. En los últimos minutos de la primera parte, ambos equipos dispusieron de su oportunidad. Átomo remataba lamiendo el travesaño, a los 43 minutos y a los 45 Sergio salvaba el primer gol visitante con una gran intervención.

Bruju intenta controlar un balón durante el partido.- Foto: Jarcha/Burgosdeporte.

Todo podía pasar en el segundo tiempo, con un partido muy abierto y fue el Bupolsa el equipo que tuvo el acierto de marcar, a los 50 minutos el único gol del partido, en una jugada que culminó David Sanz, Átomo, con un remate al fondo de las mallas.

Con el gol a favor, el equipo burgalés cerró líneas y buscó el contragolpe, mientras Diocesanos jugaba también contra el reloj, sin lograr materializar sus oportunidades. Las intervenciones del guardameta Sergio fueron vitales para mantener la victoria hasta el final. Además en los tres últimos minutos, el Bupolsa se quedó con un jugador menos por expulsión de Asamohah, por doble amonestación.

Al final, victoria burgalesa, que debe de servir al equipo de Jairo de la Riva para cargarse de moral alta, coger confianza e iniciar un camino ascendente hacia la permanencia.

GALERIA DE FOTOS DEL PARTID.- JARCHA/BURGOSDEPORTE