El San Pablo Burgos ha confirmado que el ala-pívot madrileño Javi Vega no continuará en su plantilla la próxima temporada y el jugador a utilizado sus perfiles en las redes sociales para despedirse de la que considera su casa tras los últimos cinco años de trayectoria.

El jugador llegó a Burgos en 2015 procedente del Fuenlabrada para apostar por un proyecto recién nacido, con la intención de ayudar a hacerlo crecer desde dentro siendo el capitán las últimas cinco temporadas.

El club ha recalcado que “sólo existen palabras de agradecimiento para un jugador honesto, trabajador y comprometido, que ha sido una referencia indiscutible tanto en los buenos momentos como en los malos, dentro y fuera de la pista, apoyando a sus compañeros, haciendo equipo día tras día” y por eso le desean “toda la suerte del mundo para su futuro personal y profesional” al tiempo que agradecen su trabajo en el equipo.

Por su parte el jugador ha querido despedirse de “todos aquellos que han formado parte del equipo” mientras ha vestido la camiseta del San Pablo y ha pedido que “nunca se pierda la humildad y el trabajo” que les hizo “llegar hasta aquí”.