Aunque la situación sea dura, el coronavirus no podrá evitar nuevos buenos momentos del deporte en las familias y los aficionados

FOTO: twitter del Burgos CF #PapáBlanquinegro

Es una fecha muy especial, con motivo del Día del Padre. Todos recordamos muchos 19 de marzo en familia, compartiendo la jornada entre regalos, abrazos, felicitaciones y también acontecimientos deportrivos. A estas alturas del año la competición se pone muy intesante y las victorias y los puntos y las victorias cuentan mucho. la emoción está a tope.

No se nos va a olvidar fácilmente lo que estamos viviendo porque es una situación nueva, que no nos podiamos siquiera imaginar y que nadie ha vivido antes. Las competiciones están paradas y todos esperamos que la pandemia remita cuanto antes, para sentirnos seguros y para recuperar nuestra vida normal. La actual situación nos priva de algo tan elemental y tan humano como son los saludos, los abrazos y los besos, incluso compartir con mucha gente nuestros momentos de la vida cotidiana. Es duro.

En el twitter del Burgos Club de Futbol, con el hastad #PapáBlanquinegro he sentido emociones que me han provocado escribir estas líneas en una fecha tan especial. Debemos tener la esperanza que nos transmiten ese niño y su padre que aparece en la fotografía, de que vamos a recuperar lo perdido y además sabremos saborearlo mejor porque hemos aprendido a valorarlo.

La competición volverá, se a finales de abril, o mediados de mayo, pero tarde o temprano volveremos a El Plantío, a esas mañanas o tardes de fútbol con el corazón en un puño viendo a nuestro equipo blanquinegro, una veces con sufrimiento y otras con la alegría de la victoria. Ahora la afición blanquinegra hemos aprendido a sufrir de otra manera, pero de esta situación saldremos fortalecidos. Vamos a ganar.

Desde Burgosdeporte seguimos con vosotros, pese a la falta de competición y de resultados, contando los avatares del deporte burgalés, ahora en stand by, pero ahí estamos, y os agradecemos que no dejéis de visitar nuestro periódico cada día para sentirnos más unidos que nunca.