El pequeño cidiano Gaspar Latham se hace grande en Italia y con once años ya pelea en categorías superiores. A pesar del coronavirus, trece equipos nacionales de toda Italia se presentaron al Gran Prix nacional de sable equipos.

El equipo del Fides Livorno donde entrena Gaspar salió vencedor de la poule pasando directo al primer cuadro de eliminación contra la Scherma Roma venciendo por una gran diferencia y pasando así a la semifinal perdiendo frente a Frascati por 5 tantos.

Latham partió en ese encuentro venciendo 5-2 al número 1 de Italia, siendo el tirador más fuerte de su equipo no perdió con nadie, aun así, el equipo perdió ese encuentro, luego pelearon por el bronce contra el campeón de Nápoles ganando el Fides por una 16-36 llevándose el bronce a casa.

Para finales de marzo regresará a Burgos para prepararse pues en Ciudad Real organizan un torneo del circuito internacional para las categorías de cantera.

Miguel Chuzón, vigésimo por equipos en el Europeo de Croacia

Miguel Chuzón, al igual que toda la delegación española, regresa a casa sin medallas, aunque alguna modalidad por equipos llegaba a estar entre los ocho mejores nadie consiguió entrar en el reparto de medallas.

La primera medida del maestro burgalés ha sido dar un descanso a Chuzón para que cure sus heridas por sus actuaciones y resurja su motivación desde su interior para afrontar retos futuros. Queda mucha temporada y no es momento de venirse abajo por un traspiés.

La historia del equipo español de espada cadete, donde el burgalés ocupa el número uno, fue bastante efímera. Partían en la competición con el número diecinueve y se cruzaron con Noruega que llevaba el catorce. Durante los nueve relevos no consiguieron acercarse en el marcador cediendo por 45/36.